Etiquetado: Resolución de conflictos

Negociación vs Seudo-negociación #sersiendo

pareja-crisis

No hay que confundir la negociación con la seudo-negociación en las relaciones de pareja. Negociar es ponderar las necesidades e intereses de cada miembro de la pareja cuando surge un conflicto entre ambos, luego llegar a una decisión (solución) reflexionada, consensuada y compartida y, en consecuencia, es también asumir ambas partes la responsabilidad sobre dicha decisión y sobre los efectos que ésta tenga en la vida de ambos (juntos y por separado). Seudo-negociación es cuando el otro o la otra hace ***como que*** decidimos juntos (hasta ahí todo va muy bien), pero cuando las cosas salen mal “la culpa” es del otro o de la otra y si las cosas salen bien entonces “el mérito” es mío. ¡Ojito, pongan atención a esta sutil y fina diferencia! La seudo-negociación es un tipo de manipulación (chantaje emocional), no es una negociación real.

Cuéntame: ¿Te ha pasado? Déjame un comentario al final del post > aquí. Si te fue útil este post compártelo en tus redes sociales, seguro ayudamos a alguien más.

Nadir Chacín
Visítame en Facebook y Twitter


Te sugiero leer también:
Micromachismos en la relación de pareja #sersiendo
Los 9 mitos del Amor Romántico #sersiendo
¿Mujer = intermediaria? #sersiendo

Las enseñanzas del chinche #sersiendo

La familia Pentatomidae
La familia Pentatomidae

Buen día, mi gente. Aquí son las 11:15 am y todo sereno. Hoy han venido estos Chinches (Pentatomidae) a mostrarme su estrategia: son hábiles para el camuflaje y poseen un cuerpo blindado que, cuando los molestas, emite un líquido que contiene cianuro. Aprendizaje: trata de evitar el conflicto directo primero, sé inteligente, pasa desapercibida/o, usa la confusión del otro o de la otra a tu favor… pero si no resulta… si “el depredador” insiste, “fumígalo” con un “¡Aléjate!” muuuuuuy contundente. Clave: Establece límites claros en tus relaciones interpersonales, cómo quiero ser tratada/o por los demás y cómo quiero tratar yo a los demás. Respeta tus propios límites. El respeto empieza por respetarte tú a ti misma/o.

Visita la serie Nature Wisdom

Namasté,
Nadir Chacín
Te espero en Facebook y Twitter